Entrevista a Jesulink

domingo, 24 de septiembre de 2017

Jesús García Ferrer es un (profesor de matemáticas, animador, padre de familia, amante de los gatos y) escritor y dibujante alicantino, creó 5 Elementos allá por la friolera de finales del 2008. Él mismo distribuye sus obras y en 2013 pudo formar su propia editorial, llamada LOFTUR.

También lleva un canal de Youtube, donde cuenta las aventuras de Kofi, un paladín un tanto… peculiar, pero divertido hasta hartarte, que conseguirá que quieras levantar el culo de donde estés y ponerte en marcha para cumplir una misión cuanto antes. También es experto en concursos y chistes malos (los suele publicar cuando sube nuevo capítulo), pero de eso hablaremos otro día.

¿Es un pájaro? ¿Es un avión? ¿Es Superman? No, es Jesulink, un gran ejemplo a seguir en cuanto a trabajo duro se refiere. Aún con todo lo que lleva a la espalda no ha abandonado ninguna de sus series hasta el final. Y si todo eso pareciese poco, también suele responder preguntas de fans o comentarios en sus redes sociales. Por ello, ha sido muy amable a la hora de contribuir con una pequeña entrevista para esta entrada especial, que os mostramos a continuación.

¿Por qué decidiste escribir una trama como 5 Elementos?
Cuando estaba en la universidad me gustaba crear proyectos para cómics y videojuegos, aunque pensaba que nunca llegaría a desarrollar ninguno de ellos. Después de todo lo sucedido con Raruto decidí rescatar el proyecto de 5 elementos (por aquel entonces llamado "La liga de los elementales") para que fuera mi primera obra pública completamente original porque vi que tenía elementos muy reconocibles de Shonen de aventuras tipo Dragon Ball, Naruto o One Piece y me pareció una buena idea comenzar con un proyecto que funcionase con mecanismos que conocía bien y a los que estaba acostumbrado en ese momento. Trabajar con temas como las artes marciales, los combates con poderes mágicos, el clásico grupo de amigos, la superación, el misterio y la comedia me pareció adecuado para seguir mi camino como autor y me alegro de haber tomado esa decisión, porque incluso con una historia como 5 elementos el trabajo ha sido realmente duro y siempre han aparecido nuevos desafíos. He aprendido mucho por el camino.
¿Qué te llevó a querer ser escritor de cómic y dibujante?
Cuando era pequeño siempre quedaba prendado de los dibujos animados de la televisión y el cine, me compraba cómics, y estaba obsesionado con las historias, con los personajes, con los efectos visuales... me pasaba las horas creando mis propias historias ya fuera para cómics, juegos de mesa más adelante, incluso para videojuegos, aunque en el tema de los juegos no me metí hasta la adolescencia. Llevo toda mi vida con esto y cada día me doy cuenta de que tengo mucho que aprender aún, pero sigue siendo algo que me apasiona, escribir y dibujar historias es lo que más me gusta hacer.
Sabemos que eres un hombre de muchos proyectos, ¿algún consejo para aquellos que necesitan organizarse y no pueden sacar mucho tiempo?
Es difícil dar consejos generales porque cada cual tiene un contexto diferente sobre el cuál puede trabajar. No todas las personas tienen la misma capacidad, recursos o tiempo y cada uno necesita un plan acorde a su situación concreta. Yo he llegado a pasar por serias dificultades para organizarme, pero mi deseo por sacar adelante los proyectos siempre ha sido demasiado grande y he encontrado formas de dedicarles mucho tiempo, incluso sacrificando aspectos como las horas de sueño (risas). Pienso que para sacar adelante un proyecto es importante crearse un hábito de trabajo y para ello hay que tener un compromiso temporal con tu proyecto. Se le debe dar importancia y también hay que tener paciencia y esperar a que vayan llegando los resultados poco a poco.
¿Hay algún personaje (o algunos personajes) que te hayan costado más a la hora de llevarlo al papel?
No suelo complicarme mucho a la hora de diseñar un personaje en el ámbito gráfico. Cuando llevo a un personaje al cómic, siempre suele venir de una base narrativa sólida; el personaje tiene muchas líneas de guión detrás antes de ni siquiera ser imaginado visualmente. Luego intento ponerle rostro en base a su personalidad, pero como habrás visto en 5 elementos, ningún personaje tiene un diseño visual complejo o lleno de detalles. Intento que los personajes sean atractivos y carismáticos, pero desde la sencillez, porque me gusta el estilo y también porque así son más fáciles de dibujar (risas).
Y cuéntanos (sin ninguna intención de buscar spoilers). Tras todos estos años de planificación y trabajo, ¿estás contento con el final de 5 Elementos? ¿Ha acabado como lo deseabas? ¿Ha cambiado en algo respecto a cómo lo ideaste en un principio?
Bueno, como dices, no quiero dar pistas sobre el final. El final sigue siendo básicamente el mismo que ideé al comienzo de la serie porque me parecía importante respetar eso. Eso sí, han pasado muchas cosas por el camino y la forma de contarlo sí que es bastante diferente a como había imaginado. Creo que en 5 elementos no sólo es importante lo que sucede sino también el cómo se cuenta y estoy haciendo todo lo posible para que el final sea un cierre que encaje con toda esta aventura.
¿Qué le dirías a tu Yo de hace más de 10 años que estaba dispuesto a crear?
Hace diez años yo estaba comenzando con Raruto. La verdad es que en aquel momento no pensaba que iba a estar finalizando un proyecto como 5 elementos o que iba a estar metido en un proyecto como Kofi, iniciando nuestro propio estudio de videojuegos independiente. Le diría que está bien seguir el instinto de uno y hacer las cosas que realmente quieres hacer. Eso sí, le diría que entre tanto trabajo duro se tomara algún descanso porque le habría sentado bien (risas).
¿Qué tipo de experiencias has tenido a la hora de autopublicarte y vender tus obras?
Me ha pasado de todo. Cuando comencé a publicar no tenía ni idea de cómo funcionaba este mundillo por dentro. Ni siquiera había visitado un Salón del Manga. No sabía cómo funcionaba un fanzine y mucho menos una editorial. Fui descubriendo este mundo sobre la marcha y me encontré con muchas dificultades. Obviamente, tropecé muchas veces. No es fácil tener visibilidad siendo un estudio/editorial que defiende una única obra, como quien dice. Para mí lo más duro de autopublicar es tener que responsabilizarse de todo, desde la parte artística hasta la producción y al hacer la obra, tener en cuenta no sólo guion y dibujo, sino también maquetación, comunicación con la imprenta, con distribución, publicidad o gestionar una visita a un evento. Por otro lado, eso mismo que lo hace más dificultoso también lo hace más interesante en el sentido de que puedes construir tu proyecto en toda su plenitud.
Si 5 Elementos se convirtiese en una serie de televisión, ¿te atreverías a doblar alguna voz? ¿Cuál (o cuáles)?
¡No! Intenté hacer alguna cosilla en Kofi, pero entre que no me gusta escuchar mi voz grabada (como a muchos) y el alto nivel de los actores y actrices de Kofi, me eché atrás a la velocidad del rayo.
Decir adiós a una historia que te ha llevado tantos años debe ser duro, si a los seguidores ya nos duele lo suyo, ¿qué siente el autor?
Sólo hablando de la elaboración del final, está siendo un camino largo. Han sido muchas emociones diferentes pasando por diferentes etapas. Si me preguntas justo ahora estoy pasando por una etapa triste. Estoy viendo como cada vez quedan menos viñetas por hacer y muchas de las viñetas clave, que tantos años llevo imaginando, están siendo terminadas. La verdad es que me entristece, porque luego reviso las páginas y pienso "puedo añadir esto, modificar esto otro...", me cuesta zanjarlo. Creo que terminar una obra a la que tienes tanto aprecio y con la que llevas tantos años es duro. Supongo que cuando lo publique y lo comparta, será diferente.
Aunque para mi gusto 5 Elementos no tiene edad, desde tu punto de vista, ¿a qué público piensas que va dirigida la trama desde que comenzaste a publicarla online?
Cuando comencé la obra pensé en una obra que pudieran disfrutar adolescentes y personas jóvenes (de hasta 25 años, por decir un número), pero además de ese rango de edad, 5 elementos tiene lectores de más de 30 y hasta niños (aunque no la recomiendo para éstos). Antes tenía una idea más clara del target por edades, pero ahora pienso que al final todo se basa en qué tipo de contenido quieres disfrutar y si la obra tiene algo que pueda interesarte en su trama, su humor, su dibujo, sus personajes o su universo. Muchas personas de la misma edad pueden tener diferentes capacidades e intereses. Puedes intentar simplificar un diálogo pensando en los adolescentes, pero hay muchos adolescentes capaces de comprender sobradamente historias más complejas que la trama superficial de 5 elementos. Entonces, al final más que pensar en el público piensas en la propia obra. Intentas ajustar unos límites de cómo quieres que hable, cómo quieres que se vea y de qué cosas pueden encajar o no en ella, y en base a eso, compones las escenas.

Desde Miserables literarios, gracias a Jesulink por respondernos amablemente a esta entrevista, que como un puzle, nos ha ayudado a completarla pieza por pieza. En nuestro blog podéis encontrar más información sobre la obra original de este autor: 5 Elementos. Y pasároslo en grande. Mucho ánimo con los proyectos y las buenas noticias que están por venir, a él y a todo aquel que se atreve a luchar por sus sueños.

Créditos de los iconos

También te puede gustar

0 comentarios

Subscribe